4.6.08

Epopeya: Guerra del Pacifico II

Como nos aproximamos a la historia?

*antes de leer este post es recomendable que le des play al video y luego pausa para que puedas verlo luego.

Dice el viejo dicho que la historia es escrita por los vencedores. Bueno, en realidad la historia que aprendemos es la que escribieron los vencedores, pero la historia también ha sido escrita por los vencidos. En el caso de la historia de América Latina... pues hay muchas historias, que ocurren paralelamente. Tendríamos que empezar por respondernos a la pregunta, quienes fueron los vencedores? Los vencedores fueron claramente los colonizadores europeos (en los países en que son mayoría) o los mestizos. Los vencidos siempre han sido los indígenas o los afrolatinoamericanos.

Por lo general la enseñanza de Historia a nivel escolar es sumamente asfixiante, aprendemos sobre los romanos y los griegos, los egipcios... y luego siglos y siglos de historia europea... todo muy interesante, pero absolutamente innecesario. Es decir... es lindo que sepamos todo sobre las cortes, los reinados, las guerras de cien años, las batallas de aquí y allá... pero realmente, que nos importa? En que nos afecta? O en que nos ha afectado?


Propongo que se transforme el aprendizaje de Historia. Con aprender la historia de España basta y sobra, al fin y al cabo si tenemos mucha herencia cultural de España, pero el resto?? Quizás la revolución francesa, por la importancia que tiene para la independencia de las colonias americanas, y alguna que otra cosa... pero sinceramente... me parece una perdida completa de tiempo y recursos. Creo que todos los latinoamericanos saben mas de historia de Europa, que de la historia de los países con los que limitan. Y lo poco que se sabe del vecino es que en algún momento sus países se pelearon por X territorio o isla y que por tanto deben odiarlo. Es por ejemplo el caso de la guerra del pacifico, que genera en el imaginario boliviano y peruano, la imagen del chileno infame, el vecino malvado que le quito parte de su país. Que absurdo!!


Una historia de América Latina, debe por ejemplo tomar en cuenta a los pueblos indígenas como actores de la historia, y no como meros ornamentos. Los pueblos indígenas han mostrado una increíble capacidad de resistir la colonización cultural y de poder, nos haría mucho bien aprender de ellos, y de las formas en que se han organizado internamente para mantener vivas sus culturas. Del mismo modo, la relación que los pueblos indígenas tienen con la naturaleza es muy diferente a la que tenemos los pseudo-occidentales, y seria prudente aprender de ellos. Es creo yo, mas importante aprender esa historia (que es nuestra) que la historia de Grecia y de Roma... tan alejadas de nuestras realidades. Toda historia es local, es cierto que lo que pasaba en las capitales es importante, pero es igual de importante lo que pasaba en las provincias y los otros estados.


Una verdadera unión de países latinoamericanos solo va a ser posible cuando podamos construir identidades comunes, cuando reconociendo nuestras propias nacionalidades sepamos ver que detrás de las fronteras están también los otros habitantes de esta historia. La historia de América.


Los dejo con algo prometido hace un tiempo atrás. La segunda parte de este video, les dejo el link al anterior post por si quieren revisarlo. Este tipo de proyectos es justamente lo que necesitamos en América Latina, proyectos que revisen la historia, y nos muestren que las narrativas que conocemos han sido construidas deliberadamente... en realidad la historia es muy diferente, y depende mucho del lente con la que la veamos, por eso es importante conocer las diferentes perspectivas.



5 comentarios:

Lilyth dijo...

Nunca me había preguntado que llevan en historia los otros países yo daba por supuesto que tenían básicamente el mismo contenido educativo, pero claro, ahora me haces pensar que nadie sale aprendiendo la historia mundial, solo de los líderes, y es cierto lo que dices, si no fuera porque algunos de los próceres de la patria quedaron inmortalizados en nombres de calles extanjeras yo no tendría idea de quienes fueron.

Es más en un ataque total de sinceridad te digo que se tan poco de los países limítrofes (que sin contar Chile porque me sirve de ayuda memoria la marcha naval) que si me preguntan cuales son las ciudades o provincias suyas que limitan con Bolivia no tengo idea: conozco el nombre de los lugares de mi patria y san se acabó.

Además creo que en caso particular de Bolivia debería empezar a enseñar historia optimista jajajaja, dejar de enfocar lo tristes y sufridos que somos, dejar de colocarnos en el puesto de los perdedores, tampoco te digo que inventemos batallas en las que triunfamos. Te doy un ejemplo simple, en colegio (por lo menos en el mio) jamás comentamos sobre la importancia social que tuvo para nuestro país la guerra del chaco, solo aprendimos de memoria algunas fechas y ni siquiera cantamos Boqueron abandonado ;) pero por aquí ya me pase a las ramas de una educación razonada y no memorizada. En fin!
Por cierto no se como lees todas las pajas que escribo, porque ¡vamos! Que divago de lo lindo. Un beso utópico querido Utópico.

Lilyth dijo...

Dos cosas mas, todavía no vi el video, te espera un comentario luego jajaja
PROTESTO!!! Donde está el post tan prometido, señor exijo que cumpla su promesa. jajajaj

santiago dijo...

Lamentablememte no tengo tiempo ahora para ver el video... pero respecto al post estoy plenamente de acuerdo con vos, la historia la escribieron los vencedores y como no son cortos ni perezosos educaron al soberano bajo sus reglas.

Es algo que hay que cambiar.

utópico dijo...

Lilyth, los héroes son también creados en algún momento histórico. Si ves el video por ejemplo te darás cuenta que Eduardo Abaroa es un héroe local, del que nos e sabe mucho en Bolivia, y del que jamás han oído hablar los chilenos o los peruanos. ¿sabes quien es el general Grau? Pues aparentemente es el héroe peruano… y obviamente los chilenos tienen el suyo propio… y en Bolivia los desconocemos totalmente.
En colegio, yo aprendí geografía europea… capitales, ríos, cadenas montañosas… ¿? No se… ni para que... podríamos aprender muchas más cosas… de los países con los que si tenemos pasados, presentes y futuros comunes.
El enfoque que le damos a la historia, es justamente el de sufridos, y explotados… pero tiene un propósito. Pretende echarles la culpa de nuestros males a los españoles, a los chilenos, a los gringos… y en sí a todo aquel extranjero que haya intervenido en nuestra historia. Si tomamos el ejemplo de esos países que acabo de mencionar… pues si es cierto que tienen grados de responsabilidad, pero no tienen la culpa de nuestros males. La culpa la tenemos los bolivianos, especialmente las elites bolivianas que siempre se han robado todo el dinero y nunca han tratado de formar un Estado que apunte al desarrollo y el progreso, un Estado incluyente en el que todos los ciudadanos se sienten parte del mismo. Las elites han malversado fondos, y explotado pueblos enteros. Tanto antes del 52, como después del 52. Después de todo, lo que el MNR pretendía era establecer una nueva elite, lastimosamente la elite que crearon, hace lo mismo que las anteriores…. A lo que me voy… es que los historiadores bolivianos, vienen de esa misma clase social, de la elite boliviana. Ser historiador en Bolivia es bien difícil, igual que ser escritor… los pobres no se pueden dar ese lujo… es algo para los ricos… y los ricos representan ciertos intereses… y no es su intención, el mostrar la verdadera historia de Bolivia… nunca lo han hecho…
Se puede re-escribir la historia de Bolivia con una mirada positiva, sin necesidad de mentirnos a nosotros mismos, reconociendo más bien todos esos errores que cometieron las anteriores elites, buscando un nuevo camino, siendo francos con nosotros mismos, haciendo hincapié en la necesidad de construir un nuevo país, que no se parezca en lo absoluto al país que hemos tenido hasta ahora. Pero para eso se necesitan nuevos historiadores… y no la misma cantaleta que hemos tenido siempre… el libro de Mesa lo he leído tres veces… y siempre termino renegando… debería llamarse ‘historia de los partidos políticos y las dictaduras de Bolivia’… porque es lo único que dice…
Es que me encantas lilyth!! Por eso leo cualquier cosa que me dices… porque me encantas! ;-)
Millones de besos inagotables!!

PD ya vendrá el post… ando buscando inspiración…

Santiago, así es!! Hay que cambiar todo eso!! Muy bienvenido!!
Saludos!!

Ergar dijo...

Utópico amigo,
Muy buena publicación, aunque da para mucho más y más despacio. Quisiera tener acceso al documental, quizás puedas subirlo a rapidshare o megaupload para compartirlo en buena calidad.
Como bien dices en la respuesta a un comentario, la historia siempre fue escrita por aquellos que son vencedores, muy pocos rastros quedan de la historia de los vencidos, pero, para suerte nuestra si existe.
Si bien ser escritor por estos lares es casi potestad de una élite como escribes, han existido y existen suficientes cronistas e historiadores que nos traen relatos frescos y extraordinarios sobre pueblos y rebeldías.
También he leído el libro de Mesa (una versión antigua, pues creo que publican una nueva cada cierto tiempo), para estadística puede servir, pero para entender el porqué de nuestra enredada historia, no basta. Te cito varios (buenos) libros que a mi me sirvieron de mucho: recomiendo es “El militarismo en Bolivia – La anti historia boliviana de Jorge Echazú” su título te dice todo, también está Galeano con sus rápidos y conmovedores relatos en “La trilogía del fuego”; hay otros pequeños libros publicados por independientemente también sirven, “Cañoto” de Hernando Sanabria nos muestra que uno de los primeros trovadores de ésta América fue ese camba guitarrero de coplas incendiarias, o el de Mujeres en la Independencia de Arturo Costa y el texto que me sigue gustando pese a ser escolar (es que según dicen a esta altura debemos leer solo libros para adultos) Juana Azurduy de María Zorayda.
Tantos buenos textos para contrastar esos horribles y mentirosos libros que nos hicieron tragar en colegio.
Aún tengo pendiente leer 5 tomos de Alcides Arguedas “Historia de Bolivia” desde 1825 hasta 1872. Para eso debo endurecer el estómago (jeje).
Sin ir muy lejos, te dejo una anécdota: Al revisar el material educativo para primaria de “Coquito” que íbamos a dejar a varias escuelas seccionales en la mancomunidad del Caine (entre Cochabamba, Sucre y Potosí), de casualidad me encontré con un poema para Bolívar, que encima de no nombrar al autor proclamaba al libertador como un elegido divino que liberto a los ¡salvajes indios!, ya te imaginarás la sorpresa que tuve, adoctrinamiento puro y duro (je). Reclamé a la profesora que se encargaba de dar cursos a los profesores para mejor aprovechamiento de los textos y ella quedó semi atónita, prometiendo hacer sacar el poema. Nunca pude saber si realmente lo hizo y si su sorpresa era genuina o simplemente simulada.
En fin, coincido parcialmente con el punto de que la historia solo nos enseña a odiar, el mejor ejemplo es la “chilenofobia” que anda bien arraigada en nuestra gente, lo interesante fue que ese mismo odio se les dio vuelta al desbaratar la venta de gas vía Chile que venía bien tramada desde el gobierno de Banzer y tenía que comenzar a hacerse realidad en el gobierno de Sánchez de Lozada.
Mejor acabo con un saludo che, que ya me estoy entusiasmando y luego esto termina siendo otro “post” en vez de un comentario.